lunes, 8 de noviembre de 2010

Depende

Jarabe de Palo dedica una lindísima canción al título: "Según como se mire todo depeende...", cantan. La recomiendo. Hoy me llamó una ser querida para preguntarme por la salud de otro ser, le diagnosticaron diabetes y con ella un rotundo cambio de hábitos: dieta, ejercicios, suspensión total del tabaco y otras delicias.
Junto a esta noticia, el "diabético" tuvo un reencuentro con compañeros de colegio de la infancia. Hoy visitó a uno que está internado y en silla de ruedas. El diagnóstico fue distinto: esclerosis múltiple. Otro amigo, desde la semana pasada en terapia intensiva, sin diagnóstico aún.
Lamento lo fatalista de esta entrada, pero tiene que ver con el título. Para entender por qué la diabetes parece una cosa menor (objetivamente no lo es), era imprescindible enmarcarla en la realidad descripta. Al lado de semejantes asuntos, el excedido en glucemia no puede menos que agradecer que le tocó eso y no otra cosa. Otra persona que adoro me contó que después de una tremenda tragedia se preguntó ¿Por qué a mi? Un iluminado le replicó ¿Y por qué a mí no? ¿Quién es uno para determinar qué cosas nos pueden pasar y cuáles no? ¿Acaso alguien puede hacerlo? A partir del planteo, la carga se le alivió bastante y la conciencia de vulnerabilidad permitió transitar mejor el dolor.
Ayer vinieron a comer un asado dos familias amigas, una de ellas perdió a Matías, de quien ya escribí. Cuántas cosas pasan a nuestro alrededor y a veces parece que pretendemos que ciertas cosas "les ocurren a otros", como si nosotros fuéramos inmunes. Hasta que la vida se encarga de mostrarnos que no es así y con un zapatazo o baldazo helado, se ocupa de movernos del lugar. Tremendo error es intentar la quietud, seguir siendo el mismo y que las experiencias no nos moldeen. Si para algo sirven es justamente para dejar de ser los que éramos, algo por mejorar siempre hay.
En mi novela (perdón, "Amar en tiempos revueltos" que sigo cuando y como puedo, me fascina) hoy hablaban de la vida como un regalo, un  don que no tenemos derecho a despreciar. Cada segundo que pasa ha de ser vivido como corresponde, con todas las fibras de nuestro ser. Pero básicamente con gratitud, pues no sabemos hasta cuando dure este milagro. Y mientras existe..., mejor no desaprovecharlo.

viernes, 5 de noviembre de 2010

Nació un mito

Ayer, caminando por un barrio periférico de Pilar, luego de sorprenderme con maravillosas flores de estación, me detuve frente a una ventana. No pude menos que tocar el vidrio que estaba delante de la foto de un matrimonio ajada por el tiempo y coloreada por la época. En el fondo había una bandera argentina y en el centro la instantánea, que bien podría haber sido  la estampita de un santo, casi de creencias paganas y también religosas.
Juan Domingo Perón y Eva Duarte conformaban ese matrimonio, esa dupla que cambió el rumbo de la historia de mi amada patria. Fue realmente impactante, pasados los primeros diez años del siglo XXI, sigue ese vínculo sanguíneo, cuasi visceral, con la política. En realidad, ¿qué otra cosa sino eso es la política? Más allá del modo de administrar, a cargo de los funcionarios, es una manera de ver el mundo, la cosmovisión. Sin duda se construye día a día, las experiencias y la vida, si lo sabemos hacer, irán moldeando nuestra visión si tenemos intención de evolucionar.
Volviendo, la gente que sacó a relucir esa vieja imagen, sintió "algo" con la muerte de Néstor Kirchner, presidente electo democráticamente que ejerció entre el 2003 y el 2007. Pienso que algo similar a la pérdida del viejo general Perón que falleció durante su tercer mandato presidencial. No puedo dejar de impresionarme, pasaron 36 años de aquella primera muerte, y aún quedan ciudadanos argentinos que veneran  al viejo general. Sin embargo la muerte del último, la de Néstor, más que perdida se vive como una esperanza, la posibilidad de reivindicar viejas banderas, recuperar antiguas conquistas. Básicamente las del pueblo trabajador, las que los gobiernos populares protegen y defienden de los grandes tiburones económicos. A mis años, el candor ideal prácticamente se va, como las hojas del calendario. Sin embargo, estas gestiones son las únicas que firman, decretan y legislan (no palabras al viento, papeles firmados que han de cumplimentarse aún después de la gestión). No dejo de ver varios costos y licencias, pero más que todo los resultados.
En las interminables filas para saludar a la Presidente Cristina Fernández, viuda de Kirchner, se vio a una discapacitada que agradecida esperaba su momento pues nunca antes había recibido una pensión. Otros similares por conseguir trabajo, vivienda y básicamente "acceso". Poder pertenecer nuevamente a la sociedad, los excluidos, los del margen que vuelven a "pertenecer" a un sistema, son más que gratos, nunca olvidarán a quien les devolvió la dignidad.
Queda para la próxima la definición del "peronismo" dada por un oyente de radio, en ningún libro leí una más acertada (sin duda esto demuestra la escasez de lo leído por la autora...).

lunes, 1 de noviembre de 2010

Hijos

Omar irrumpe en la biblioteca donde Marta ordena unos libros y busca uno en especial desde hace tiempo, sin éxito. Completamente salpicado de sangre arrastra un cuerpo que no se sabe si aún exuda vida:
- Ahí lo tenés mamá, matalo
Ella no alcanza a conseguir el aire para seguir respirando, se ahogaba. Todas las imágenes que tenía de Omar se le aparecieron de pronto: cuando se enteró que estaba embarazada, el día del parto con la profunda conmoción del primer llanto. Esa sensación de cambio rotundo, que a partir de ese momento su vida sería en función del ser que había inspirado la primera bocanada de oxígeno.
Cómo se equivocó entonces, pensó que lo mejor de sí lo había destinado a él, que colaboraría con el plan de Dios en hacer un hombre de bien, que sumaría a un proyecto trascendente...
- Mamá ¿me escuchás?, gritó con desesperación
- ¿Qué estás haciendo Omar?, reaccionó.
No podía poner en palabras ese tormento de pensamientos, a la insuficiencia del aire se sumaban ahora las palabras, nada salía.
- Lo que corresponde vieja, ¡justicia!
- Pero la justicia es para todos y a él se la negas.
- Al igual que él se la negó a Johnny.
- ¿Y vos pensas hacer lo mismo?
- Yo no la empecé.
- ¿Entonces la seguís?
- Pero qué queres mamá ¿que siga matando a otros? Terminemos, matalo.
- Así empezás vos.
- No entendes vieja, yo la termino.
- Sí entiendo Omar, más de lo que te puedas imaginar.
- Entonces...
- ¡Terminala!
Antes de completar la palabra un sonido sordo aniquiló el alma de Marta, se le estrujó algo que empezó a oprimir más de lo posible.
- Ya está vieja, por lo menos este no mata más.
Gritaba con la boca abierta, más aún que el cuadro de Picasso. Sin embargo no salía sonido. La mueca de dolor transformó su fisonomía, la mandíbula oprimía el cerebro..
- ¿Vas a llorar por este hijo de puta?
- No Omar- por fin algo salió de esa boca, el acceso a un mundo de horror, espanto y frustración.
- Lloro por vos.
¿La policía? ¿Escapar? ¿Complicidad? ¿Denunciarlo? ¿Matarse? ¿Existe alguna salida? Su cabeza era como esa arma aún humeante, no cesaba de disparar.
Intentó respirar profundo, que el aire llegue a la parte baja, "a la panza" como escuchó tantas veces buscando relajación. Fracasó y el contenido de su estómago se derramó en la alfombra, salpicando al cadáver. La no reacción de ese cuerpo inerte la terminó de voltear. Quería bajar la guardia, que Omar continúe y le de un disparo a ella, que le ahorre enfrentar el fracaso más rotundo de su vida: ser la madre de un asesino.
Eso era Marta y no podía  dejar de culparse, de preguntarse qué hizo mal, qué dejó de hacer a tiempo para llegar a esto. No terminaba de digerir la desaparición repentina de Johnny, la muerte del menor de la familia: un descuido al cruzar la calle frente a la casa, hizo que una moto lo haga volar por el aire y morir instantáneamente al encontrar el piso.
Omar se trastornó al punto de llegar a ofrendar a su madre el cuerpo de motociclista para que lo liquide. Sin embargo, con esta acción aniquiló a su madre. A la pobre Marta.

domingo, 31 de octubre de 2010

Seguidores

Con esa palabra designa el blog a quienes tienen la amabilidad de leer escritos ajenos. En la era del Facebook, la hiper saturación auditiva y visual, aún queda un rincón para los que nos gusta escribir. Me debo a ese número inaudito de "seguidores" que alguna vez tuvieron la paciencia de ingresar a diarialavida. Por más insólito que parezca, los pienso, los imagino, los sigo y cuando puedo me comunico. Filo es para mí una mujer fuerte que enfrentó una dolorosa pérdida y tiene energía como para compartirla, Angelín y la llegada de su amado Juan (fue tan lindo desde el otro lado del Océano recibir esos bríos incomparables..., GRACIAS Angelillo), la ídola de Marisol con sus matices hiper profundos y alegrías sin igual, Luis (Incal) y esa "Amable aceptación": cuánta sabiduría en esas expresiones. Creo que si rozas la paz, bien vale ser vivida la vida, no apunto tanto al tiempo en que estamos en este mundo, sí al modo. El tuyo es digno de imitar, un modelo, al menos para mí, GRACIAS INCAL por abrir tu corazón en "Usa el reflejo". Ojalá un día pueda reflejar algo de lo tanto que irradias.
El enamoradísimo Armando Miguel. En época de amores líquidos alguien declama por la red su incondicional pasión por Silvia, inspiradora de muchos de sus poemas. Que alguien de tamaña pluma haya leído algo mío..., en fin, GRACIAS. "Aprendamos a escuchar y a reconocer los mensajes del cuerpo para CONOCERNOS y para fluir con el propósito de nuestra alma", lanza Joman en su presentación. Qué sensación produce leer palabras ajenas que reflejan a la perfección nuestro sentir o pensar.
Las pinceladas hechas por "Horas Rotas" en el cielo, puente de comunicación entre la pasión y el corazón. Me halaga que alguien que coordina un Aula de Paz, me lea. GRACIAS José Ramón. Eva, quien escribe a ángeles de cemento y mezcla olores a eternidad con risas mundanas en un sólo fragmento. La gran Begoña que hace arte con motos ¡fotos espectaculares! El Chalero Solitario, que nunca supo que mi inocencia hizo que crea que era un cura..., hasta que leí un poco más y noté que Chalero nada tiene que ver con el Llanero de nuestra infancia.
Los cálidos y nutritivos tés que compartí con Isora, quien me condujo al Club del Te Tetera Planta. Al gran poeta Antonio Fernández López que es un sabio, nada más leer sus prolijas respuestas a cada uno de los comentarios. Las Montañas del NOA (Nor Oeste Argentino), lugar en el que  busca alcanzar sus sueños el hijo de una amiga.
El "Aprendiz de todo" que con ese nombre ya hace una declaración de principios que comparto absolutamente. Ahora, sí digo  Carlos, que si algo aprendiste en esta vida, es a sacar fotos, disfruto tanto cada vez que ingreso a tu blog. También a decir palabras justas, nunca olvidaré cuando citaste el fragmento de Khayyám que publicás en tu sitio, fueron un bálsamo para el momento que atravesaba.
Los venenos transnacionales de Luiso, sanos en su vigorosa juventud. La alegría y trabajo de Clara y Pepe que concretron un amor en ambos lados de la frontera paraguayo-argentina. Adam con sus maravillosas fotos en "Abstraho", que me abren ventanas a un mundo desconocido. Ellie con su gran pasión por los chicos que deviene en excelentes trabajos que comparte con nosotros, también el compromiso de María Rosa, más por el ambiente en el que vivimos que por la política. Vive a esta última para conseguir un noble fin.
Las imágenes de Victor Manuel en su "Ciudad dormida" donde agradezco que comparta sus "ideas, recuerdos e imágenes". Lucía, quien comprende las acrobacias para estar con nuestras familias, en el trabajo como periodistas, con alumnos y, lamentablemente, muy después la amistad, eso es Lucía, una amiga. El camuflado Abagayuba a quien descubrí por un comentario, para ser más exacta, por su vocabulario. La divina de Maggie que desde tierras lejanas acompaña con unión sanguínea. Las bellísimas flores que veo cada vez que me doy un "Paseo Manchego".
También están los que no tienen blog: Tikun 72, María José Sábat Muñoz, Kalepesh Sorthiya, Claudia, Primer Lector (cuyo nombre delata al primer "seguidor" que sin duda ofreció el aliento necesario para esta aventura) y la Brujita de los Colores.
Por último, y no por ello menos importante, a un primo de Cuba que me ha seguido por correo electrónico, abriendo archivos en los que viajaban mis entradas. Un empujón caribeño me hizo volver hoy a las arenas bloggeras.
A todos ustedes ¡¡¡GRACIAS!!!

domingo, 3 de octubre de 2010

Matías Berardi

Volvía cansado y vaya uno a saber con qué sueño cumplido o por cumplir. Compartía el viaje con amigos de tropelías, habían disfrutado la fiesta de egresados del Santa Inés. El año próximo sería la suya, sin embargo una bala interrumpió la trayectoria de su vida. No hay palabras que expliquen, ni realidades que justifiquen: una locura, un drama, la tragedia… ¿de la familia Berardi? No, de la sociedad argentina.
En la medida en que no incorporemos como  nuestros los problemas sociales, siento que seguirán y hasta se acrecentarán. El horror del secuestro se produjo básicamente por falta de prevención, pero no podemos dejar de lado la gran carencia de compromiso ciudadano. No puedo dejar de preguntarme cómo lo subieron a un auto, si bien no se sabe con exactitud dónde fue, es muy llamativo que nadie lo haya visto. Otra posibilidad es que haya tomado un remisse y quien lo conducía era de la banda o entregador.
Desesperante es saber que se escapó, corrió por la calle PIDIÓ AYUDA y nadie se la brindó. Aquí la condena más dura ¿qué nos está pasando que no somos sensibles ante la necesidad ajena? Matías dijo claramente que estaba secuestrado, que lo ayuden, pero el miedo fue más. Muchos se quejan de la expresión de “sensación de inseguridad”, pero aquí fue patética. El temor a lo que pueda pasar se pagó con la vida de Matías Berardi. No quiero ser hipócrita, si un chico intenta subir a mi auto, probablemente piense lo peor y arranque para impedirlo. Pero también habló con dos chicos, en un kiosco y según relatan, vieron cómo los secuestradores lo recapturaban diciendo que Matías era el delincuente. Los roles del Poliladron se invirtieron y nadie se dio cuenta, habrá que mejorar la visión: no ver delincuentes en todos lados y agudizar nuestra sensibilidad para percibir dónde hay necesidades. Esto último, en el sentido más profundo.
En la misa celebrada antes del entierro, el cura habló de la misión que cada uno tiene en la vida y que la de Matías no había terminado con la muerte. Está en nosotros tomar la posta y seguirla. El viernes hubo una marcha pidiendo justicia por él. La justicia ha trabajado más que bien y la policía ya dio con prácticamente toda la banda, aparentemente ya encontraron al asesino, otro chico, pero de veinte años (tres más que Matías).
Mi anhelo es que el asesinato de Matías marque un antes y un después, que como sociedad no toleremos más este tipo de arrebatos. Y no hablo de criticar al poder político o insultar a la policía. Pienso en comenzar a unir voluntades, a trabajar en forma conjunta, a confiar en las instituciones, a delegar en quien corresponde cada responsabilidad y cumplir a rajatabla y con profundo compromiso ciudadano la nuestra. Es decir, que empiece a funcionar la sociedad civil como corresponde. Ejercitando nuestros derechos y cumpliendo con nuestras obligaciones, si todos nos abocamos a esto, no nos quedará un gran espacio para auditar ajenos. Muchas veces parecemos ser mejores jueces de los demás y no tener autocrítica.
Siento que empezando por hacernos cargo de lo nuestro la cosa cambiará. Es que así no puede seguir, en la medida que lo entendamos, Matías será el recuerdo de cómo era antes. A partir de su coraje al correr, su escape a la libertad hizo que ese deseo por alcanzar un objetivo sea contagioso. Que todos los argentinos por una vez entendamos que el sentido de pertenencia, el compromiso por construir un país mejor, con las concepciones diferentes que enriquecen, harán de este suelo no sólo un lugar habitable. La presencia de Matías nos obliga a ser fieles, tal como lo fue él hasta su último minuto. Que no haya sido en vano, que el dolor nos enseñe a cambiar, a dejar de lado la apatía y unidos como sociedad dejar la indiferencia. Matías es un ejemplo.

sábado, 11 de septiembre de 2010

Por qué doy clases

Hoy se recuerda la muerte de Domingo Faustino Sarmiento, y se celebra el día del maestro. En la semana unas alumnas me preguntaron algo así como qué se necesita para enseñar/dar clases. A todos nos preguntaban lo mismo para armar una cartelera para el acto conmemorativo. Lo primero que disparé fue vocación y rieron diciendo que la mayoría apuntaba a lo mismo. ¿Qué otra cosa sino vocación nos hace estar ahí, frente a un grupo de personas en plena formación? Esta denominación sacude bastante más que el simple "alumnos".
Pensar profundamente el alcance de cada palabra, acción y decisión que emprendemos desde el rol docente, nos acobardaría en demasía, por lo menos a mí. Hasta que termina la escolaridad, 17/18 años, los chicos siguen buscando modelos, espejos que reflejen sus miserias y virtudes. Como guías o coordinadores somos simples vehículos, vías por las que han de circular "sus" propias preguntas, intrigas, dudas y aspiraciones.
Es tan fácil dejarse llevar por la vanidad y seducir por el poder, que por tentador no podemos aceptarlo. Hemos de lograr la autoridad que se conquista día a día trabajando, apostando, siendo consecuentes con nuestras convicciones y por sobre todo con pasión. ¿Qué se puede transmitir desde la apatía? Si todo nos da igual, pues salgamos de este lugar, no puede darse uno este lujo frente a la juventud. Varios de ellos al ver el mundo que les ofrecemos, optan por correrse y dejar que sigamos nosotros con nuestros errores. ¡No, por favor!, ya nos hemos equivocado lo suficiente como humanidad como para ser tan necios de creer que como venimos estamos bien.
Justamente, porque creo que las nuevas generaciones serán capaces de ver lo que nosotros no, de anticipar lo que vimos a destiempo, de comenzar a resolver los horrores que heredan, por eso doy clases. Porque creo en ellos y no tengo más opción que apostar. Con todas las fibras de mi ser, confío en que harán de este mundo algo muchísimo mejor. No hay día en que no me hayan sorprendido con un gran gesto, una mirada pura, una sonrisa justa y la enorme maravilla de descubrir, ¿qué otra cosa sino eso es el conocimiento? Descurbir que un mundo mejor es posible.

jueves, 2 de septiembre de 2010

Las cosas son como son



Gran verdad de perogrullo este título, pero cuán cierta. A mí se me aparece como iluminación en momentos de sosiego, paz y tranquilidad. Desde ayer estoy en cama con gripe y tremenda congestión y esto de no salir hace ver el mundo de otro modo. Por ejemplo, miro la lluvia (estamos en plena sudestada con viento y agua desde el lunes) desde la puerta de vidrio de la cocina y disfruto observando las gotas de agua cuando caen. Reconozco que en más de una oportunidad me distraigo mirando por las ventanas de cualquier lugar, pero estando acá, sin corridas ni horarios, puedo hacerlo sin apremio, apreciando... ¿la vida? Hoy con mi hijo no sé qué dijimos del tiempo e indagamos cómo se mira el tiempo. ¿Sólo podemos verlo pasar? ¿Cómo? Un reloj es un simple mecanismo que refleja su paso, pero el tiempo en sí, ¿Cómo lo podremos ver?
Sencillamente comparto aquí, que estoy disfrutando su paso aquí en mi cucha, en bata y sin apuro de ningún tipo. Cada comida en familia, este momento en sí mismo, los pajaritos que se acercan a la ventana para comer pan, la perra que hace más fiaca que de costumbre con tanta lluvia, la tele prendida, los chicos en medias...
Las cosas son como son, pero hoy más que nunca.

jueves, 26 de agosto de 2010

Sistema educativo


Cuánto silencio bloggero..., cómo cuesta en el fulgor de la carrera detenerse un rato aunque sea para seguir con esta bitácora. Me da pena, pero a la vez son tantas las cosas que se emprenden..., en fin: aquí estoy, con ánimo de seguir. Hoy por la mañana se realizó en toda la provincia de Buenos Aires una jornada docente con suspensión de clases. De tantas en las que participé, esta fue una de las mejores, se hizo una trabajo riguroso, profesional. El tema era la evaluación, y estuvo más que presente la brecha que nos separa de los alumnos, la falta de interés que muestran frente a las propuestas escolares. Costó mucho que reconozcamos (a unos más que a otros) nuestra responsabilidad. El discurso que impera es que "los chicos" no se comprometen, no tienen responsabilidad, interés, etc, etc., ¿y los adultos?.
Desde mi lugar, me hago cargo del problema. Somos nosotros los que tenemos que lograr el cambio, a partir del propio. Es decir, como dijo una colega sobre el final, "nosotros tenemos que lograr un cambio sobre la vieja estructura en la que nos formamos" y me pareció una buena síntesis. Trabajamos sobre las calificaciones del primer trimestre, analizando el resultado de cada materia y curso. Promediamos y analizamos el rendimiento. En mi pequeño grupo, rodeada de docentes de matemática, vimos que el rendimiento tiene que ver con el curso, había buenos, regulares y de muy bajo rendimiento. En todos los casos, matemática, lengua y biología son las materias que mayor dificultad presentan. Pero siempre sobre un nivel general, muy parejo. En los cursos intermedios, casi nadie descollaba y había bajas en las materias citadas. En los buenos, la bajada era menor y en el otro extremo los grupos muy bajos, la desaprobación aún mayor, siempre en esas tres materias.
Ayer concluyó un seminario de "Violencia en la escuela", donde se planteó la importancia de la dinámica de un grupo, cuán trascendente es comprender la identidad de cada curso, para poder trabajar. Los números no han hecho más que respaldar esto: cuando funciona, se trabaja como equipo, el rendimiento mejora muchísimo. Tuve el privilegio de asistir a este seminario, pero no todos están preparados para esto. La capacitación docente tiene cada vez más deficiencias y esta realidad atenta tremendamente contra la mejora del sistema educativo.

domingo, 15 de agosto de 2010

De Pilar a Massachusetts


Sin escalas viajó una profesora de Pilar al reconocido Instituto Tecnológico de Massachusetts en Boston, Estados Unidos para capacitarse.

“En Argentina existe una sociedad docente capaz de realizar cambios que mejoren la formación de nuestros alumnos para convertirlos en verdaderos profesionales”. La reflexión pertenece a la licenciada Graciela Peralta, seleccionada este año para asistir al Science and Engineering Program for Teachers (SEPT), el Programa de Ciencia e Ingeniería para Docentes. Se realizó el mes último, en el MIT (Massachusetts Institute of Technology).
Visión internacional
“Desde el colegio postulamos a un grupo de profesores para que concursen y Graciela fue seleccionada”, explicó Ángeles Martín y Herrera, responsable legal del Colegio del Pilar. A través de esta institución se hicieron las postulaciones, obteniendo con gran orgullo una beca completa para la docente por sus antecedentes y formación. “Este año el MIT sólo otorgó treinta becas”, se lamentó el Ingeniero Domingo Giorsetti,  ex Gerente Operativo de la Dirección de Ciclo de Combustibles Nucleares de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y Presidente del MIT Club de Argentina. “Una de ellas ha sido obtenida por la Coordinadora de TIC (Tecnología de la Información y la Comunicación) del Colegio del Pilar”, agregó. Sólo cinco becas fueron para extranjeros, además de la docente de Pilar, participaron dos chinos y dos alemanes, el resto eran estadounidenses.
“El MIT realiza anualmente esta capacitación para presentar avances y estudios  desarrollados por científicos e investigadores, y así brindar al docente nuevas estrategias que le permitan acercar las ciencias a sus alumnos”, relató Peralta. El programa desarrollado entre el 18 y 26 de junio, trabajó el modelo y la simulación, como herramienta en el estudio y comprensión  de temas de ciencias biológicas, físicas y químicas.  Se analizó el comportamiento del caso de estudio con sus variables y modificaciones, constituyendo este método una excelente herramienta de aprendizaje.
El primer contingente argentino que participó del SEPT, en el año 2 mil, estaba formado por quince docentes argentinos que agradecen “las gestiones realizadas por el Ing. Domngo Giorsetti”, responsable del emprendimiento, ideólogo de la posibilidad de acercar al MIT a docentes argentinos. A partir de entonces, ese grupo iniciático fundó la Asociación Quince Docentes Argentinos (QDA), que apunta a divulgar en el país lo aprendido en el SEPT.
Científicos y alumnos de la mano
El objetivo de este programa del MIT consiste en presentar a través de los investigadores y científicos de esa Universidad, los últimos adelantos relacionados con la ciencia y la ingeniería y su aplicación en el mundo real. La selección se realiza por intermedio del MIT Club de Argentina, ya que es mediante los clubes de graduados que el MIT permite la inscripción. La excelente actuación de los docentes que han viajado desde el año 2 mil, abrió las puertas para que más colegas sigan viajando, como el caso de Peralta que ha sido la última en hacerlo.
El QDA organiza todos los años las Jornadas “Acercar la ciencia al docente” en las que buscan divulgar en todo el país la actualización docente en ciencias e ingeniería que obtuvieron en el prestigioso Instituto Tecnológico de Massachussets, Boston, Estados Unidos.

Acercar la ciencia al docente
El 20 y 21 de agosto se realizará la Jornada “Acercar la ciencia al docente” que organiza anualmente la Asociación QDA. El primer día se hará en la Fundación Osde (Av. Leandro N. Alem 1067) y el segundo en el Instituto Tecnológico de Buenos Aires (ITBA, Av. E. Madero 399), ambas direcciones en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Los interesados pueden inscribirse gratuitamente en www.grupoqda.org.ar/jornada_actual.html.

Objetivos de los QDA
#  Estimular, propiciar y difundir el desarrollo del conocimiento científico en la educación.
# Acercar a los docentes del nivel medio las últimas novedades en investigación en la Argentina y cómo se vinculan éstas con la realidad de nuestro país.
# Propiciar un espacio de encuentro entre docentes e investigadores
# Proveer a los docentes de contenidos (actividades, proyectos, experiencias) para trabajar en el aula que estimulen las capacidades de los alumnos.
# Crear una red virtual de docentes e investigadores para el intercambio de propuestas y actividades conjuntas que faciliten la difusión de la ciencia y la tecnología.
# Fomentar en los alumnos el gusto por el conocimiento, actuando los docentes como agentes multiplicadores.
# Acortar la brecha entre el alumno de nivel medio y el estado de la ciencia actual en el mundo.
# Relacionarse con Entidades Provinciales y Nacionales, para fortalecer vínculos entre las fuerzas vivas de la comunidad y organismos oficiales, y toda otra actividad que se enmarque a beneficiar a la educación en la República Argentina.

Impresión personal
“El docente se ve mucho más reconocido profesionalmente en Estados Unidos, tanto en el ámbito público, que es el mayoritario, como en el privado. Personalmente, en eso no hay solo una distancia física con nuestro país. Los horarios de trabajo docente son suficientes para dejar espacio a la tan necesaria capacitación, logrando que el profesor tenga un conocimiento tecnológico que apoya la enseñanza de su materia”, Peralta dixit.

sábado, 31 de julio de 2010

Vacaciones de invierno

 
Esta semana concluyen las vacaciones escolares. Parece que en una familia (en la mía por lo menos) la actividad de los chicos encolumna al hogar. Si bien los adultos seguimos trabajando, se vive un ambiente más distendido. En mi caso particular, se suma que estoy más días en casa porque también tengo vacaciones, pero el resto de actividades laborales continúan. El transporte público tiene otro perfil, con los chicos estuvimos en el subte y es tan distinto a viajar con ellos... Hombres trajeados y mujeres agotadas de jornadas intensas y extensas, se sumaron a la algarabía que imperaba. Con algunas frenadas nos caimos sobre ellos y se rieron. Ojalá esa actitud se mantenga por siempre, pero no hay duda que los chicos traen aparejado mucho de mágico. Cuanto menos un reflejo de nuestro pasado, habrá que ver qué imágenes personales ve cada uno en "la infancia" para que nos alegren o nos amarguen ¿No?
Ese día fue el único que salimos para hacer programa. Estuvimos en la Casa del Bicentenario: "La Secretaría de Cultura de la presidencia de la Nación creó la Casa Nacional del Bicentenario en el marco de la conmemoración de los 200 años de la Independencia. Es un nuevo espacio cultural en la Ciudad de Buenos Aires, dedicado a reflexionar acerca de las transformaciones políticas, sociales y culturales producidas en la Argentina en los últimos 200 años, donde los documentos del pasado y los testimonios del presente integran un tejido vivo que nos  permite   acercarnos al pasado para   pensar nuestro futuro", se explica en el sitio web, www.casadelbicentenario.gob.ar.
Fue maravilloso ver la proyección sobre un círculo de harina, de unas manos que amasaban, desde que se mezcla el agua con harina, hasta formar el bollo. Producía una sensación tan distinta..., el soporte que sostenía la imagen era parte del contenido del relato, muy interesante. En este momento se dedican a "Mujeres argentinas", en educación, política, arte, cine, prostitución, participación popular, trabajo (hasta ahí llegamos, los chicos llegaron a implorar que fuéramos a otro lado porque, según ellos, yo me quedaba demasiado tiempo frente a cada imagen, obra o audiovisual). Muy creativo también, el modo de exhibir el trabajo doméstico. No recuerdo de memoria, pero una frase decía que el la actividad realizada en el hogar es socialmente invisible. Aparecía al revés en una parede y se podía leer en un espejo que estaba enfrente, debajo de él fotos magníficas de mujeres de distintas edades y sector social llevando a cabo estas tareas: planchando, barriendo, colgando la ropa, paseando a los chicos y cocinando, entre otras. No quiero aburrir con más relatos, pero sinceramente valió la pena la visita.
En la próxima cuento "El laberinto del Bicentenario", donde concluyó el paseo.
Copio la presentación de Jorge Coscia, Secretario de Cultura de la Nación:
"Después de muchos años, el Estado nacional inaugura un espacio cultural en la Ciudad de Buenos Aires. El objetivo es conjugar la reflexión, poner en suspenso lo dicho hasta ahora, releer lo que dimos por sentado para desnaturalizar el estado de cosas que nos toca en suerte. La Casa Nacional del Bicentenario se origina en un gesto revolucionario: la historia no se cuenta, se propone, se arroja a lecturas múltiples, no validadas de antemano. Y acá no tenemos la intención de validar. Ni siquiera nuestras más profundas convicciones.
Sospecho que la Casa logra su cometido: que los relatos germinen, que se cuenten en sus paredes los sueños y los proyectos del país que pretendemos ser".

lunes, 26 de julio de 2010

Esos hombres curtidos

Tuve la dicha de preguntarle hoy a un afilador cómo se llama ese silbato que tocan para anunciar su presencia. Fue una gran emoción encontrarlo, hace muchos años no veía uno en su bicicleta. Para ejercer su oficio, ponen un pie en la bici para que no toque el piso y al pedalear mueven una piedra redonda con la que afilan. Cuando era chica y mamá escuchaba ese sonido característico, si había algún cuchillo o tijera necesitada nos pedía que lo busquemos. ¡Qué importantes nos sentíamos! Dependía de nosotros detener al dueño del aparato que además de transportar, ¡afilaba! Afilador, afiladooooor, gritábamos para convencernos que daba la vuelta por nuestra voz y no la de otro hermana/o.
Qué lindo fue dialogar con el, le faltaban dientes y todo. Se llama Juan y me dijo dónde encontrarlo para llevarle los cuchillos. Media cuadra después, crucé a otro hombre, también en bici y la cara exhudaba una vida dura. Con el frío que hacía pedaleaba con la cara y otras partes al intemperie como si fuese primavera. Hoy quiero homenajear a esos hombres curtidos por la vida, que sin ruido hacen maravillas. Son silenciosos, discretos, inhibidos y muchas veces invisibles para la sociedad. Como casi no se quejan, aceptan el destino como tantas otras cosas, su realidad no cruje, no hace estruendo.
Educo para que los ciudadanos aprendamos a hacer ruido cuando se comete una injusticia, cuando las cosas no son como deberían, cuando hay impunidad (manifiesta o no), cuando se silencia a otro con facilidad porque tiene menos recursos discurisvos o habilidad para este mundo tan duro y hostil. En fin, pese a todo, admiro tanto a estos hombres curtidos, como Pérez, el bicicletero de la infancia, o Grillo el carpintero, el pintor de mil años que trabajó en lo de mi hermana de Entre Ríos. Otros anónimos, los que hachan en el monte para abrigar el nido, los que entran a minas o canteras sin saber si salen enteros, los que baldean baños sucios, los que desarrollan su actividad en cubículos que no llegan a cuatro metros cuadraros...
Invito a quien esto lea, a que ilumine a algunos de estos ciudadanos "invisibilizados".
¿Alguien sabe cómo se llama ese silbato?

sábado, 24 de julio de 2010

El arte de ser parte


Se lanzó en Pilar una campaña de conciencia vial con una interesante participación de escultores: construyen obras  con restos de autos siniestrados.
 
La iniciativa de las 4 R que promueve Greenpeace, alude a Reducir, Reutilizar, Reemplazar y Reciclar. El objetivo de máxima es comenzar a solucionar el problema de la basura. Estas 4 R intentan despertar la conciencia de quienes producimos basura, son cuatro posibilidades que postergan, y en algunos casos evitan, el destino final de los desechos.
El Centro de Experimentación en Seguirdad Vial (CESVI) y la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) sintetizaron estas 4 R en una iniciativa conjunta: “Somos pARTE”. Un grupo de artistas ha sido convocado para realizar una obra con los restos de autos chocados. El mes último se lanzó el proyecto con un encuentro en las instalaciones de CESVI en el Parque Industrial de Pilar. “Los artistas seleccionaron un automóvil siniestrado y las piezas necesarias para la realización. Concretamente, la materia prima de las futuras obras de arte proviene de los más de 7.000 vehículos de destrucción total que CESVI posee hoy en su Centro de Reciclado de Vehículos”, expresó Soledad Bereciartúa del Departamento de Prensa, “Con el claro objetivo de concientizar a la comunidad de los riesgos viales que nos aquejan día a día, CESVI junto a la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) presentaron la campaña “Somos pARTE”, una idea innovadora donde el arte es el principal protagonista y eje concreto para lograr la transformación y el cambio social” agregó Bereciartúa.
Animales al volante
Los artistas convocados serán los responsables de plasmar en esculturas la problemática actual de vialidad. Cada uno de ellos contará con dos meses para la construcción de las obras escultóricas, que luego serán supervisadas por ingenieros especialistas de CESVI para garantizar la seguridad estructural de las piezas, sin interferir en la propuesta estética. “Estoy en la etapa de planificación”, adelantó Facundo Huidobro, escultor convocado por Cesvi. “Me interesa tratar los temas de la fragilidad, falibilidad, y en ciertos casos inconciencia, de las personas. Los automóviles pueden ser muy peligrosos si se los maneja inconcientemente, y pese a lo que queramos creer muchas veces, somos muy frágiles, sobre todo moviéndonos a 120km por hora”, aseguró quien trabaja en  el taller de su padre en San Isidro. “Realizo muchas esculturas de animales y me concentro más en atmósferas y expresiones, no tanto en conceptos”, explicó en relación a la consigna planteada.
 “Desde la Agencia apoyamos esta iniciativa porque nos parece importante que los artistas se involucren en la problemática de la seguridad vial. Este flagelo sólo tiene solución si existe real conciencia social”, se comprometió Felipe Rodríguez Laguens, Director Ejecutivo de la ANSV. La muestra de concientización vial se expondrá en La Plata, Pinamar, Mar del Plata, Rosario y Córdoba. Al finalizar la campaña, las obras de arte serán rematadas en un evento de cierre, donde participarán empresas con un fuerte compromiso social, la idea es donar lo recaudado en acciones benéficas concretas.
Las dos caras de un mismo auto
“Los vehículos siniestrados fueron convertidos por las manos del hombre en símbolos de tragedia y muerte, y será el mismo hombre quien, esta vez por medio del arte, los transforme en un ícono de esperanza y vida con un mensaje positivo del cambio vial que necesitamos”, expresó Marcelo Aiello, Gerente de RRII y Comunicación de CESVI. Y continuó “estamos convencidos de que sólo vamos a poder revertir esta situación cuando, como sociedad, empecemos a asumir la responsabilidad de nuestras conductas y podamos analizar previamente las consecuencias de ellas. Necesitamos modificar esta realidad y entender que todos somos parte del cambio”.
La original propuesta de Cesvi conecta en esta oportunidad a los artistas con un problema social que cada vez se cobra más víctimas. Así como la  pasión por el arte llegó de sorpresa a las manos de un gran creador: “Mi viejo tiene un taller lleno de herramientas en el que pasa su tiempo libre, y fui a construir  mi primer escultura sin saber bien qué hacer”, confesó Huidobro, vecino de San Fernando.  “Mientras estaba ahí aprendiendo a soldar y martillando hierro (y mis dedos) sentí una felicidad que creo sólo puede venir de cuando uno encuentra lo suyo, y eso no se deja escapar”, completó. Sería bueno que los conductores no dejen escapar  esta posibilidad de tomar conciencia vial.
 
Por qué tantos accidentes
CESVI busca promover un cambio de actitud al volante y elaboró un informe especial para el Día de la Seguridad en el Tránsito, 10 de junio. En los “Nuevos Análisis Estadísticos” se analizaron las causas que tienen más peso en los siniestros viales. Se pudo determinar que entre estas causas se encuentran la invasión de carril con un 37% y las actitudes temerarias de los conductores con un 36%. Es así cómo los excesos de velocidad, el no respeto a las señalizaciones y prioridades de paso, las maniobras abruptas y la escasa distancia de seguimiento entre vehículos se convierten en los principales factores de riesgo en las calles de nuestro país.

lunes, 12 de julio de 2010

Hoolaaa Ciroooo

Hoy a las 11 llega Ciro a este mundo, sin haber completado las 38 semanas en la panza de su mamá, se larga a la vida. Es el nieto de mi hermana que murió hace dos años, el hijo de mi adorado ahijado, ¡cuánta emoción! ¡Qué encuentro de sensaciones! La más intensa es la felicidad por la vida que se empecina en seguir, en perpetuar la especie muy a pesar de todo. Cada bebé que nace es un signo de esperanza, que no todo está perdido, que lo nuevo por venir es otra posibilidad, que aún se sigue apostando. A la vez la ausencia de mi queridísima hermana es muy fuerte, hoy hablé con ella como en las mejores épocas, es imposible no compartir semejante evento: su primogénito está por recibir a su primer hijo.
Pero cómo son las cosas, la ley de la vida es que unos se van y otros llegan, parece natural, pero cuando el que se fué deja un agujero tan grande..., es difícil. No quiero que nada opaque la alegría del por venir, pero el vacío nunca deja de estar. Mepa que ya he escrito al respecto, aprender a convivir con ese agujero, con el dolor, con el extrañar como si fuera el primer día. Son muchas cosas que necesito seguir compartiendo con ella, y de a poco me acostumbro a este nuevo estado, porque sigue estando, desde otro lado acompaña. Si es locura, poco me importa, pero hoy me reí mucho con ella, ha sido tan fuerte su estadía en este mundo, que el halo de su paso sigue estando, como si hace un rato nos hubiésemos reído juntas...
Qué bueno que Ciro se entere de la abuela que no llega a conocer, que en la memoria de los que la quisimos, guardemos todo el amor compartido para que, a través de los relatos, él pueda apreciar de dónde viene. El papá del bebe me preguntó el otro día cómo sería su mamá como abuela. Desde acá aventuro: una divina, como fue en todos los roles, generosa, alegre y presente. Siempre dispuesta a colaborar a percibir las necesidades del otro para  ayudar. La imagino con todo planeado, organizado, contenta y enloquecida de alegría por la llegada de otra generación. Pero sobre todo, abuelaza, como siempre ubicada en su rol y así desde el lugar más apropiado, haciendo sentir lo propio a los demás.

miércoles, 7 de julio de 2010

Maradó, Mardóóó´...

¡Qué enorme emoción! El domingo fuimos al aeropuerto internacional de Ezeiza a recibir al Seleccionado de Fútbol. Cuánto sufrimos el sábado cuando perdimos 4 a 0 con Alemania, una enorme tristeza. Pero considero que uno se pone la camiseta en las buenas y en las malas, y cuando se pierde, con más razón hay que alentar. En forma espontánea decidimos en la sobemesa del asadito rumbear para Ezeiza. Según algunos medios esa decisión la tomaron también otras 25 mil personas, otros decían que eran 10 mil. Los peores (lo escuché esta mañana en radio) que el intendente de Ezeiza había organizado para llevar gente a dar la bienvenida..., los agoreros de siempre.
El caso es que fuimos y a medida que nos acercábamos encontrábamos autos de celeste y blanco y nos saludábamos con la bocina y cánticos alusivos al mundial. Me empecé a emocionar sólo de imaginar a ese grupo de luchadores viendo cómo los alentamos más allá de los resultados. Algo entre mágico y popular ocurrió desde que llegamos al aeropuerto hasta encontrar el ómnibus con la Selección: nos dejamos llevar por lo que escuchábamos y nos movilizábamos en consecuencia. Alguno decía, "vienen por aquel puente" y todos íbamos hacia allá. Una vez ahí, otros se movilizaban y todos los seguíamos. Hasta que se escucharon unas sirenas y luces de policía que acompañaban al equipo. Salimos todos disparados y les dimos la bienvenida, no podían creer los jugadores lo que veían. Después de perder, de quedar eliminados, sus compatriotas agradecíamos con el corazón el esfuerzo, el haber dejado todo en la cancha.
Messi parecía hipnotizado, no reaccionaba. Finalmente después de tantos GRACIAS que me dejaron disfónica hasta hoy, pude ver algún esbozo de dientes en una pequeñísima sonrisa. Tévez, guerrero como ninguno, alentaba al equipo y nos saludaba con una fuerza arrolladora. Maradona reflejaba emoción y mucha gratitud en una mirada que no terminaba de abarcar el ser argentino. El ómnibus no podía avanzar de la cantidad de gente que se agolpaba para saludar, familias enteras, chiquitos en los hombros de los padres, mujeres que lloraban de emoción, todos agradecidos.
Valoro como nunca que haya algo que nos aglutine como argentinos, que nos una, un gran denominador común, por algo se empieza. Creo que esta vez, más que el fútbol, nos unió la gratitud, buen comienzo de nueva etapa.
Maradó, Maradóóóó ...

jueves, 1 de julio de 2010

Mucho apellido y poca noble (za)

El título hace referencia a un apellido que en nuestra patria cada día más, se convierte en un bochorno del que pienso no se vuelve más. La ¿señora? Erenstina Herrera de Noble adoptó dos chicos cuando ya era viuda (no se termina de entender por qué utilizó el apellido de su marido si ya no vivía..., en fin) en plena época del Proceso (1976-1983) cuando se repartían los bebés nacidos en cautiverio como si fueran el botín de una guerra. Se llegó a tal obsenidad como el caso de los mellizos Reggiardo Tolosa. El comisario Miara, recordado por muchos secuestrados por su saña en la tortura, junto a su patota secuestró al matrimonio Reggiardo Tolosa y se apropió de los mellizos que en ese entonces eran bebitos. Los chicos se enteraron de lo ultrajante de su origen cuando tenían quince años, un bombazo a la identidad.
Hace más de ocho años que la justicia argentina intenta rastrear la legalidad de la adopción de Felipe y Marcela Noble y cada paso oscurece más el camino. Ayer Marcela fue al última en irse (escaparse) del país. Cada intento por analizar el adn de los chicos para cotejarlo con el del Banco Nacional de Datos Genéticos, se intervenía con alguna argucia legal de la defensa. Calculo que en cada oportunidad tuvieron un guiño, anuencia de algún "contacto" "amigo".
Este tema del robo de bebés, apropiándose de identidades me parece que habla de una de las caras más oscuras de nuestra historia. Es un tema que aún no comprendo, cómo se puede cometer semejante atrocidad. Vivir sabiendo que se robó algo tan noble (no con mayúscula como el apellido) inmaculado y sagrado como la identidad, el origen. Saber de dónde viene uno, cómo surgio, cuáles son las raíces. ¿Cómo será no sólo saber que se fue engañado? ¿Cómo será enterarse que las personas que uno ama como sus padre son en realidad los responsables de un delito? La víctima, los hijos, chicos inocentes que candorosamente entregaron su amor a la persona equivocada, a quien le robó el amor de sus padres.
¡Qué locura! Espero nunca terminar de entender mentes tan perversas.
"La Argentina hoy se está juzgando a sí misma. Porque un país es responsabe de los monstruos que engendra." Feinmann, José Pablo. El país de la memoria en "La creación de lo posible", Legasa, Buenos Aires, 1986.

T I E M P O



Dos preguntas surgieron en mi delirante día:


¿Qué hago con el tiempo?
Me gustaría aprovecharlo pero no se muy bien cómo, ¿será aprovechable? No desperdiciarlo sí me parece fundamental. El camino para alcanzar estos objetivos aún lo estoy aprendiendo, experimentando. Saberlo finito nos ubica, pero por otro lado es muy racional esa idea, en el fondo del fondo siempre pateamos muy para adelante la partida, al menos yo. Hoy tuve un rapto mágico de valorar el estar viva, caminando, disfrutando el sol, a pleno...,  sin embargo asomaba una preocupación, siempre algún vacío dando vueltas. Tiene que ver con una cuestión profesional, de poder trabajar en algo más relacionado al periodismo y ganar (no unos pesos más) MAS dinero, pues las cuentas no cierran. ¿El vil dinero es tan importante como para interrumpir un momento como ese? ¿Cuarenta y dos años no me alcanzan para darle el verdadero lugar, el que se merece la plata? Por no darle importancia, por minimizar cuestiones económicas, es que estoy atrás del billete a los pocos días de haber cobrado, porque se esfuma. ¡Uff!! Qué rápido me salió este temón que me atormenta.

Pero ¿no había arrancado con el tiempo? Y..., sí, me agarran los porcentajes de lo vivido, por vivir, y dónde estoy, en qué parte. Si bien nunca lo sabré, no hay duda que pasé la mitad de mi vida (si llego a viejita). Vivir otra vez lo transcurrido me parece inconmensurable, ¡otra vida otra vez! Pero me impresiona cómo cambia la medida del tiempo, los años me parecen cada vez períodos más breves, el almanaque mepa que acelera con los años vividos ¿no? Entonces será que me agarra el apuro, que todavía hay cosas sin hacer, pendientes y esas cosas. Bueno, estoy en el momento de empezar a sacar todo de la galera, no dejar para mañana, que los temores e inseguridades no sean la excusa para no enfrentar cosas/realidades/deseos. Que la toma de conciencia de lo efímero del transcurrir, del milagro de estar ahora acá me sacuda lo suficiente como para vivir dignamente cada segundo. Hacer honor a nuestro fuero más íntimo y dejar la frustración para otra vida, desempolvar y largarse, intentar hasta que nos sorprenda el final, no aflojar.

¿Qué hace el tiempo conmigo?
Hasta ahora el tiempo no ha dejado de darme lecciones, se empeña por enseñarme, demostrarme que el transcurrir no es vano, que su paso y circulación todo lo cura, lubrica y mejora. Cada luna que aparece es un bálsamo que arrulla las noches. Cada cielo dibujado con los primeros despuntes del sol, es un empujón que me traslada al más allá. Cada mala cara que veo es un gran esfuerzo para no contagiarme y usarla como espejo para no perpetuar la mala onda. Cada abrazo y beso me llenan el corazón.
Ahí, sólo algunas de las cosas que el tiempo viene haciendo. También afecta mi cuerpo, y hasta ahora lo llevo, más que con aceptación, con amor. El cuerpo es la caja de resonancia de todo eso que pasa por dentro, a más cosas calculo que se necesita más piel, de ahí vendrán las arrugas, para contener más interioridad. El cansancio será la señal que quizá es hora de vivir un poco menos loca, con menos acelere en busca de la paz interna.
Y sí, el tiempo hace mucho conmigo, básicamente me enseña. Espero estar a la altura de tanto aprendizaje.

miércoles, 30 de junio de 2010

Cerca de la gente

Hoy tuve la suerte de escuchar por radio una entrevista que hizo Tenembaum en radio Mitre a Lucía Topolansky, senadora uruguaya que está casada con Pepe Mujica, presidente de ese país (primero ella fue elegida senadora, valga la aclaración). Cuánta sabiduría destilaban sus palabras. Comentó que su marido en la mañana de hoy se ocupó de llevar a la perrita al veterinario. El periodista cuestionó si estaba bien que alguien que debe resolver cuestiones de estado, se ocupe de algo tan sencillo.
La mujer, que tiene una parsimonia digna de quien alcanzó un elevado nivel espiritual, una paz superior, mostró su desacuerdo con admirable calma. Explicó que si las personas que llegan al poder, que deben conducir los destinos de un pueblo, se alejan de él, es difícil que puedan representarlo. Considera importante que se siga palpitando la sensación de la calle, qué le pasa a las personas comunes. Agregó que ellos anhelan nunca dejar de serlo, para poder entender. Qué verdadero concepto de la política como servicio, un arremangarse para trabajar a la par de los otros, los que los votaron y los que no.
Finalmente coronó con el relato de una experiencia con compañeras de celda. Fue presa política en su país y en aquellos años de plomo, llevaron a dos argentinas del grupo Montoneros. Con una anécdota sencilla, que con gran altura esquivó el morbo y victimización, sintetizó como nadie qué es ser peronista. Para ella es fundamental entenderlo para poder abordar la historia y realidad argentina.

lunes, 28 de junio de 2010

Olor a tostadas


Me pasa que algunos olores me agradan más que la cosa en sí. El café y las tostadas son dos ejemplos, me gustan, pero mucho más aún el aroma. Y el olor que despide el pan caliente (casero o compradoy  tostado) mepa que tiene algo atávico, ancestral. El vínculo del hombre con su alimento, amasar y esperar que leude, lograr el equilibrio para que el fermento sea bueno, el agua lo suficientemente tibia para que actúen las bacterias pero no demasiado para no quemarlas y dejarlas inactivas. Comparto lo primero que se me cruza, pero presiento que hay más en el olor del pan tostado.
Quizá es muy personal y tiene que ver con los olores de la infancia y esto le pasa a los demás con otros aromas. No puedo dejar de vincular este maravilloso olor con una mesa familiar, con la intimidad del desayuno, con "alguien" que cobija y atiende a la prole, con la posibilidad de compartir, entregarse a los más queridos. Cada vez que lo huelo, siento tanto bienestar que me dan ganas de contarlo, penetra en un ámbito mágico.
Es bueno conectarse con los aromas, es necesario desarrollar esa sensibilidad. Muchas veces detecto algún malestar en mis hijos, estomacal o de garganta, por el aliento. Aún recuerdo el olor de la casa de una amiga de la infancia (lo descubrí al entrar a la de compañeritos de mis hijos, ahí la recordé y percibí ese olor), el olor de las personas que se impregna en la ropa, olor a colegio, a verano, vacaciones (con lugares determinados, Córdoba tiene su olor, Quequén otro).

“Nuestro sentido del olfato es 10,000 veces más sensible que cualquier otro de nuestros sentidos y que el reconocimiento del olor es inmediato. Otros sentidos similares, como el tacto y el gusto deben viajar por el cuerpo a través de las neuronas y la espina dorsal antes de llegar al cerebro, mientras que la respuesta olfatoria es inmediata y se extiende directamente al cerebro. “Este es el único lugar donde nuestro sistema nervioso central está directamente expuesto al ambiente.” (von Have, Serene Aromatherapy), www.tsbvi.edu/Outreach/seehear/summer05/smell-span.htm
Cuando vivimos un momento agradable, dan ganas de llenarse los pulmones de ese aire, impregnar nuestro olfato/emoción de ese estado, que dure en el tiempo. Aparentemente el olfato, guarda por siempre el estímulo y cada vez que se repite evocamos aquella circunstancia.
"Según el olor se desarrolla una u otra emoción. Las emociones son la expresión visceral de algo cuya percepción nos impacta o nos llama la atención. Los sentimientos son la experiencia mental que se sobrepone a la emoción. En los humanos se han entrelazado tanto los sistemas olfativo y emocional que llegan a imbricarse en una sola estructura cerebral, las emociones se sustentan en la reacción primitiva que producen los olores." www.elperiodicomediterraneo.com/noticias/noticia.asp?pkid=126981
Del mismo modo, algo desagradable hace que nos "cerremos", como si quisiéramos preservar ese lugar mágico donde guardamos un tesoro, el olor es la botonera que enciende la pantalla de nuestra memoria.

domingo, 27 de junio de 2010

Deporte que iguala


Mientras Argentina gana 3 - 1 a Méjico, me entrego al blog. Miro el primer gol sufriendo como una  marrana y dejo en paz a mi familia para que lo pueda seguir viendo: soy insoportable, me meto en la cancha y hablo con jugadores y contrarios. Amo el modo en que los argentinos amamos el fútbol, poco me interesa el deporte en sí y su técnica. Adoro su entorno, los jugadores, seguidores, hinchadas, DT, etc.
El título responde a una lindísima experiencia que compartí hoy con mi hija . Participó de su primer torneo de gimnasia artística y nos fuimos bien temprano, llevamos pic nic, mate y mucho abrigo porque a la gran humedad, se sumaba un frío penetrante. Ayer llovió mucho y por la mañana siguió un poco, ahora se ven algunos rayos de sol, perpendiculares en esta época y hora, que hacen brillar todo lo mojado. También se hacen más penetrantes los colores (qué maravilla el contraste de hojas amarillas y troncos oscurecidos por la lluvia). El caso es que eran cantidad de chicas (menos chicos), de tres a quince años. Una gran novedad, porque tienen que hacer las pruebas frente a un jurado que va tomando nota y al final se enteran del resultado.
Fue muy emocionante estar ahí, gimnastas de clubes de gente acomodada junto a un Centro de Integración Comunitaria, e instituciones barriales. Ahí noté cómo el deporte puede promocionar a las personas, dar la oportunidad de igualar en muchas cosas que la sociedad separa. Había gorditas que seguramente son blanco de burla por las compañeras del colegio, en Argentina lamentablemente la gordura es un problema tanto de salud como social. Cada uno hacía lo mejor, y una persona desconocida colocaba el puntaje. No importaba el club ni nada, sólo su desempeño.
Me impresionó apreciar cómo  la presión afecta tan distinto. Una chiquita de cinco años, que salió cuarta entre 50 se puso muy nerviosa al pasar. Cuando la mamá la alzó y abrazó para felicitarla, temblequeaba como una hojita. Me impresionó, pero qué mejor escuela para la exigencia  y competencia que esta. Algunas rendían más que en los entrenamientos, otras todo lo contrario, los nervios les jugaban en contra. Me pareció muy positivo que de tan chicas vayan conociéndose, sabiendo cómo son frente a estas situaciones.

sábado, 26 de junio de 2010

Fogata popular y festiva


En Cardales se perpetúa esta noche un viejo rito pagano, la Fogata de San Juan. Se espera la noche más larga del año, el solsticio de invierno
Se realiza esta noche la 17º Fogata de San Juan en Cardales. Desde 1993 el sábado más cercano a la noche de San Juan, 24 de junio, se realiza una celebración en la plaza Mitre que es la gran fiesta del pueblo. Las actividades comienzan por la mañana, a partir de las diez se reciben los muñecos que se quemarán sobre la fogata.
La tradición popular sostiene esta costumbre, la de quemar todo lo viejo para abrirse y estar dispuesto a lo nuevo por venir. Es así que los muñecos se realizan con resto s de telas y prendas que ya no se pueden utilizar. También se escriben deseos y anhelos en pequeñas varillas de madera, que el fuego colaborará para que se cumplan. Hace días ya, que los comercios de Cardales las ofrecen para colaborar con el gran evento. A esta altura, los interesados ya deben haberlas escrito esperando la gran fogata nocturna.

Diversión para todos
Los organizadores piden especialmente que no se armen muñecos con ropa en buen estado, en otros años ha ocurrido. Un grupo responsable la quitó para donarla a quien la necesite, respetando al muñeco y aprovechando lo que se puede reutilizar. Al mediodía comienzan las actividades recreativas familiares que se desarrollan en la plaza. Una hora antes abre la cantina, que durante todo el día ofrece manjares a los presentes a precios muy accesibles. A las 16 se servirá chocolate caliente a los niños, hasta entonces se pueden recorrer los puestos de artesanos, no sólo locales, también se invitó a los más prestigiosos de la provincia.
Habrá globos aerostáticos cuando el sol deje de calentar, y ya con la penumbra se realiza la caminata de farolitos: niños de las escuelas de la zona desfilan con esta cálida iluminación construida por ellos que termina iluminando el cielo. Es inexplicable la sensación que produce ver a esos chicos elevando sus deseos hasta cubrir una capa inferior a la de las estrellas con pequeños fueguitos.
El show del fuego comienza con una gran suelta de globos, mientras se sirven batatas asadas en las pequeñas fogatas que preceden a la mayor que se iniciará con un elemento sorpresa. El año pasado se encendió la imagen de una gran carabela. Así comenzó a arder una estructura de unos veinte metros de altura. Semejante base se construye durante l a semana, y la hora de prenderla más de un cuerpo de bomberos custodia el hechizo para evitar cualquier inconveniente.

domingo, 20 de junio de 2010

La Camerata Bariloche en Pilar





Con un concierto de lujo, concluyó el segundo encuentro de un ciclo que se extiende hasta fin de año.

El sábado último se realizó la segunda presentación del Ciclo Austral Cultura 2010. La Camerata Bariloche deleitó a una audiencia ávida de música en un ámbito poco habitual: el auditorio del Hospital Universitario Austral. El espacio no es el de un mega teatro y los espectadores comparten una gran intimidad con los músicos, los que estaban en primera fila podían sentir la respiración de los ejecutantes.
El Ciclo nació como una actividad de extensión universitaria de la Facultad de Ciencias Biomédicas de la Universidad Austral y tiene como finalidad “colaborar con la difusión de la cultura en la zona de Pilar y contribuir al Fondo de Becas para estudiantes de Enfermería, con la recaudación de la venta de entradas y abonos”, explicó María de los Angeles Schlegel, una de las organizadoras. “Este es su tercer año consecutivo y a juzgar por la respuesta del público creemos que se está afianzando como expresión de la cultura en la zona”, se entusiasmó.
¿Qué te gustaría escuchar?
La organización y selección del programa se basa en el gusto general de los asistentes. “Tenemos una base de datos de personas que desde hace dos años vienen a las funciones del Ciclo Austral Cultura. También  los pacientes que concurren al Hospital Austral se interesan por los programas y permanentemente ampliamos nuestra red de contactos”, compartío Schlegel. En cuanto a las preferencias que sondearon, la mayoría prefiere eventos musicales: orquesta, coro y clases de apreciación musical. “No obstante este año incluimos una conferencia pictórica: "El caballo en la pintura argentina" a cargo de Sonia Decker y y Adrián Gualdoni Basualdo que tuvo lugar el 15 de mayo”, recordó la organizadora. Apostando a una oferta diversa, para la primavera se enfocará en  " La mirada de la luz",  el arte en la fotografía a cargo de Elda Harrington , Dolores Güiraldes y Raquel Biggio.

“Es una actividad de extensión universitaria de la Facultad de Ciencias Biomédicas de la Universidad Austral, abierta a la comunidad”, completó Schlegel. Las coordinadoras del Ciclo contactan a los artistas con diez meses de anticipación. Para costear los gastos, cuentan con sponsors como Audi, Citi y Chubb. Además, "Zurbarán Pilar colabora con exposiciones de cuadros en todos los eventos y Chandon dona el champagne de la velada”, agregó Ángeles. “Ya estamos armando la agenda del próximo año”, anticipó.

Confianza



La otra  noche salí con la perra a buscar a mi marido a la parada del ómnibus. Suelo llevarla corriendo delante del auto y hace un paseo de alta velocidad. En donde vivo eso no está permitido, siempre con correa. Por eso, el viernes la llevé dentro del auto y en la calle la solté para que haga su corrida. Al ser un lugar distinto, con más autos, en un momento casi la pisa una combie y ahí la perdí de vista. Volví, la busqué, grité a lo más de mis pulmones y nada. La pichicha no respondía.
Amargada fui a buscar al viajero. Cuando le conté ni se preocupó, volvimos a pasar por el lugar y tampoco aparecía. "Le va a costar encontrar el camino, pero es una perra inteligente y va aparecer en casa más tarde". Yo estaba al borde del llanto (adoro a ese animal) y mágicamente confié, hice caso al buen pensamiento de mi hombre. Bastante más tarde escuché unas patitas que rasguñaban la puerta de la cocina ¡Que enorme alegría! Ahí apareció ella toda embarrada y agotada, VOLVIÓ.
Comparto esta situación, porque hace tiempo no me reposaba tanto en alguien. Será que con los años, corridas e individualidades, siempre está primero lo NUESTRO y escuchamos otras cosas. Esta vez obré distinto, dejé de lado mi pensamiento trágico y entregué mi angustia a la buena visión del otro. La aparición de la perra hizo que agradezca más tenerla entre nosotros, y la confianza renovó los votos realizadosº hace unos veinte años.

sábado, 12 de junio de 2010

Frases de origen mítico

"¿Cómo se explica que unos mitos inventados hace más de tres mil años, en una lengua y un contexto que apenas tienen vínculos con los que nos rodean actualmente, puedan hablarnos todavía con tanta cercanía?" se pregunta el filósofo Luc Ferry en su libro "La sabiduría de los mitos", Taurus, 2010. Esboza respuestas más que interesantes, entre ellas la cantidad de producción (artísitica y no tanto) que se estrena hoy en día basada en la mitología: películas, novelas, dibujitos animados y series de televisión entre otras. Alguien dijo alguna vez que todo (en relación a la ficción) ya estaba inventado y que lo único que se hace es modificar el modo de contar lo mismo. Desafío a quien esto lea, a que me cuente un argumento de telenovela que no tenga presencia mitológica: los celos de Otelo, el amor prohibido de Romeo y Julieta, Narciso, Electra, Edipo, por sólo mencionar algunos (traiciones, engaños, infidelidades, todo aparece en la mitología).
El filósofo ejemplifica magistralmente con el lenguaje cotidiano. "Multitud de imágenes, metáforas y expresiones, es casi evidente que las tomamos prestadas directamente sin ni siquiera conocer su sentido y su origen. Ciertas expresiones convertidas en lugares comunes traen consigo el recuerdo de un episodio fabuloso, haciendo especial hincapié en las aventuras de un dios o un héroe: partir a la búsqueda del "velloncino de oro", "coger el toro por los cuernos" (acá le decimos por las hastas), "huir del fuego y dar en las brasas", introducir en casa del enemigo un "caballo de Troya", limpiar los "establos de Augias", seguir el "hilo de Ariadna", tener un "talón de Aquiles", padecer la nostalgia de la "edad de oro", colocar su empresa bajo "la égida" de alguien, observar la "Vía láctea", participar en los "Juegos Olímpicos".
Otras ponen el acento en un rasgo característico dominante de un personaje cuyo nombre se nos ha hecho familiar sin que sepamos todavía las razones de semejante éxito ni el papel exacto que desempeñaba en el imaginario griego: pronunicar palabras "sibilinas", dar con una "manzana de la discordia", "dárselas de Casandara" o vaticinar malos auguruios, tener, como Telémaco, un "Mentor", caer en "brazos de Morfeo" o tomar "morfina", "tocar el Pactolo", perderse en un "laberinto", un "Dédalo" de callejuelas, tener un "Sosia" (aquel criado de Anfitrión cuya apariencia tomó Hermes cuando Zeus vino a seducir a Alcmena), una "Egernia" (esa ninfa que, se dice, fue consejera de uno de lso primeros reyes de Roma), estar dotato de una fuerza "titánica" o "hercúlea", padecer el "suplicio de Tántalo", pasar po "el lecho de Procusto", ser un "Anfitrión", un "Pigmalión" enamorado de su criatura, un "Sibarita" (habitante de la fastuosa ciudad de Sibaris), abrir un "Atlas", blasfemar "como un carretero", lanzarse a una empresa "prometeica", una tarea infinita como la que consiste en vaciar el "tonel de las Danaidas", hablar con voz "estentórea", cruzarse con "Cerebro" en la escalera, cortar el "nudo gordiano", montar "al estilo de las Amazonas", imaginar "Quimeras", dejar "de piedra", como hacía "Medusa", "descender del muslo de Júpiter", chocarse contra una "Harpía", una "Meguera", una "Furia", dejarse llevar por el "pánico", abrir "la caja de Pandora", tener "complejo de Edipo", ser "narcisista", estar en compañía de un buen "aerópago"...
Hasta aquí comparto las huellas de la mitología en el lenguaje, práctica que nos trasciende y define. También alude el filósofo a lugares con nombres míticos: el "campo de Marte", los "campos Elíseos", el "Bósforo". De todas las mencionadas, por estos lares utilizamos sólo algunas. Muchas otras ni las escuché mencionar.
Invito a los interesados a contar cuáles han utilizado alguna vez y su significado.

martes, 8 de junio de 2010

Carta a mi hija

Has vivido 12 abriles, que sin duda para vos serán muchísimos. Yo desde mis 42, imaginate que tengo otra perspecitva. Esta será la brecha que a veces aleja a las generaciones, nada menos que el tiempo. Intento no olvidar nunca, que también tuve tu edad, tu modo de ver, y tener presente que no importa cuántos años se tenga, la vida siempre plantea problemas, conflictos. Escapo de aquellos que dicen que todo es dulce y feliz en la infancia. Sin duda, los adultos queremos que así sea e intentamos proveer lo necesario. Aclaro este punto, lo imprescindible para un buen desarrollo. Inevitablemente no coincidiremos en qué es necesario para vos y qué no, es aquí donde me hago responsable de mis decisiones. Quizá nunca acordemos y tampoco pretendo que suceda. Espero que eduques y cries a tus hijos respetando tus ideales y apostando a la verdad.
Considero fundamental emprender tamaña tarea con convicción, con ideas claras (que probablemente sobre la marcha se vayan moviendo o modificando). No apunto a algo inamovible, rígido y estático. La vida es movimiento, fluir en él es parte de la sabiduría. El poder de adaptación acerca nuestros encuentros, ahora, tengo claro que soy tu mamá, ni amiga, ni par, ni nada de eso, tu referente. El árbol que te dará sombra cuando la necesites, el faro que iluminará y el amor que atraviesa nuestro vínculo.
Apunto a que seas una persona libre, que puedas decicidir, que conozcas el mundo y las personas para que tus elecciones sean cada vez mejores y respetuosas de vos misma. Que te conozcas, sepas quién sos y que podés. También tus limitaciones, que te quieras con todo, con virtudes y defectos. Que puedas aceptarte y perdonarte. Que siempre pienses en los demás, que puedas ponerte en el lugar del otro. Que cuando estés muy ocupada en tu propio ombligo se prenda una alarma roja en tu corazón que indique que hay un mundo afuera que te espera, te necesita.
Hijita de mi alma, recuerdo con precisión el momento en que naciste. Después de una larguiísima noche de trabajo de parto, finalmente llegó la hora al mediodía, induciendo el parto porque no había dilatación. En el segundo pujo, el médico me dijo que lo hiciera con la suficiente fuerza como para que llegues a una pared (blanca de azulejos, me acuerdo) que estaba a unos metros. Obediente, me concentré y saliste tal como me dijeron (por suerte un equipo te recibió, te atajaron, no llegamos al gol). Siento que esa fuerza inicial te cubrió, así ingresaste a este mundo, con mucha energía, que exhudás en cada acción que emprendés.
Pero no temas a sufrir, es parte de la vida. Tu vulnerabilidad te hace humana, aceptala y confiá en esa enorme fuerza que nos hace trascender. Yo siento que con vos en este mundo, me puedo ir en paz.
Te quiero mucho hijita.

jueves, 27 de mayo de 2010

Miércoles de otoño atípico (no un atípico otoño de miércoles)

Ayer fue un día rarísimo. Era miércoles y parecía lunes porque habíamos tenido doble celebración del Bicentenario. El 25 de mayo (martes) se recordaron los 200 años del Primer Gobierno Patrio, y para completar la celebración, se dispuso que el lunes 24 también sea feriado. Fueron cuatro días de jolgorio nacional, verdaderamente. El caso es que ayer, no parecía mitad de semana, todos calculábamos que era el primer día. Para completar, un 26 de mayo cálido, una tarde más primaveral que otoñal (aún no tengo bien en claro la diferencia, sólo el umbral de invierno y verano es la característica, que viene el frío o el calor). Sin embargo ayer, había más sensación a septiembre que otra cosa.
Quizá parece menor, pero tuvo su gracia, un día que no parecía lunes, y una jornada que no era de otoño. Así y todo, ayer, fue un miércoles 26 de mayo otoñal.
He dicho.

lunes, 24 de mayo de 2010

Medir el tiempo

http://bo.kalipedia.com/kalipediamedia/matematicas/media/200709/26/aritmetica/20070926klpmatari_56_Ies_SCO.jpg
La yerba mate Taraguí ha lanzado una campaña en la que mide el tiempo con los mates, ¡me encanta! Me parece que la pegaron con esto de usar algo tan nuestro como el mate para medir aspectos importantes de la vida. Se pueden ver en www.losmatesdetuvida.com.ar, donde invitan a participar de un concurso. Me acuerdo el cuento de una santa que cuando viajaba de un lugar a otro, calculaba el tiempo del trayecto con Rosarios. Para llegar a tal lado, son dos rosarios, más lejos diez. Qué interesante estudiar el origen del tiempo en horas, cómo es que el día se calcula en 24, pues nunca es pareja la oscuridad y la claridad. Por convención fraccionamos y se hizo universal, husos horarios incluidos, para organizar la vida en el globo.
La gran pegada de Taragui fue utilizar las cebadas de mate, ¿Con qué otras cosas podemos medir el tiempo? La luz natural es una sabia referencia, adivinar la hora al despertarnos por la ubicación del sol (por estos lares, en esta época ya nos levantamos de noche), calcularla durante el día por las sombras. Cuántas veces me propongo a mí misma, llamo a tal cuando termine estas tres cosas (por lo general no deseadas, uso ese deseado llamado como motivación). Hoy temprano, por ejemplo, corregí cantidad de evaluaciones de alumnos, para poder leer un libro que me encanta. Me propuse para después hacer lo propio con trabajos prácticos, pero me entusiasmé con la lectura y a esta hora, aún no concluí las correcciones (¡cuán necesarias y agotadoras que son!).
Invito a quien esto lea, que sugiera otras medidas de tiempo.

sábado, 22 de mayo de 2010

Ser argentina

Ver
 imagen en tamaño completo
Ver
 imagen en tamaño completo

Ayer comenzaron en mi país los festejos del Bicentenrario. Tuve el placer de escuchar en radio variopintas versiones y puntos de vista de la historia, oficial, también de la otra. Ayer le preguntaron a Silvina Garré, dueña de una de las voces más expresivas y entonadas (que no se me pongan celsoas Fabi Cantilo e Hilda Lizarazu, quienes me emocionan hasta las lágrimas cuando las escucho) qué es la patria. Dijo que es el lugar donde se puede ser "uno mismo", es la tierra que te permite descubrir tu propia identidad. La identidad se relacionó con la cultura, el arte, lo propio y caracterísitico de esa sociedad.
En la mañana escuché a reconocidísima historiadora que tiene un concepto tan integrador de la historia, que me dejó admirada. Habló de la capacidad de generar ideas y posturas tan antagónicas y replicó al periodista que le preguntó qué eliminaría: NADA, somos todo esto, una sociedad que no tiene buenos y malos. Cada sector político, cada representante ideológico tiene sus luces y sombras. Tildar a cada uno por una sola acción, es simplificar, para hacer más sencilla la comprensión de hechos complejos. La consecuencia de este facilismo imperante es la tergiversación.
Volviendo, desde ayer me pregunto qué es ser argentina. Intento una aproximación e invito a quien esto lea, que ese haga esta pregunta desde sus raíces, su propio o prestado terruño (entiéndase "inmigrantes" y "emigrantes"). Yo me siento argentina hasta la médula, es un modo de ser, de vivir, entender, atravesado por el peronismo y antiperonismo, por el proceso y los desaparecidos, por Evita y Uriburu, por la opulencia y la pobreza, las ideas y la marginación, la ciencia y la educación. El fútbol y la pasión (http://www.youtube.com/watch?v=V32OKZ7mtc4), la convicción y el compromiso. Qué difícil definir una totalidad, sin duda estas apreciaciones intentan abordar parcialidades, pues una sociedad es... ¿sumatoria de individualidades o un todo? Opto por la segunda con el relativismo que conlleva.
La enorme solidaridad que habita en la mayoría de los corazones nos define, la pasión nos caracteriza, el caos nos disgrega, viejos resentimientos nos separan, la ambición nos condena y la patria espero nos aglutine para construir con grandeza la Nación que merecemos.
Feliz Bicentenario para todos y
¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡VIVA LA PATRIA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Invito a conocer

www.bicentenario.argentina.ar  
Ver
 imagen en tamaño completo
www.casadelbicentenario.gov.ar

domingo, 16 de mayo de 2010

Metáforas de sensaciones

Hace un tiempo, una conocida describió su dificultad con una metáfora muy gráfica: "Me siento como el hamster que quiere subir a la ruedita para correr y no puede. Cada vez que la alcanza, se cae, corre corre y corre sin lograr su objetivo". Aludía a un profundo dolor producto de una pérdida muy cercana.
La otra vez hablando expliqué que siento algo que me detiene, hago fuerza, intento superar una dificultad, y ese agente externo a mí (que lo tengo interiorizado) me inhibe, no me permite salir de un viejo paradigma incorporado en mi personalidad, generalmente sale ganando lo incorporado y quisiera adquirir otra cosa, algo nuevo elaborado y pensado para modificar, más que conductas, viejas estructuras mentales que devienen en valores.
Se me ocurrió otra, para alguien que quiere pararse y no puede, el  piso es resbaladizo. Cada vez que se va a erguir (simbólicamente) la base no sostiente, se patina y cae. Encuentro un común denominador en las tres, la imposibilidad de llevar la energía a algún lado. Está claro que no son "agentes externos" como escribí, uno los siente desconocidos porque no fueron elegidos libremente, con voluntad. Inevitable manejar el concepto de inconciente del maestro Freud. Se incorporan tantas cosas cuando chicos, que nos lleva una vida ordenar y analizar si compatibilizamos con ellas o no. A veces pienso que todo esto es producto de gente complicada como yo, hay otros que ni se hacen todos estos planteos y la vida transcurre como en una cancha de bochas, sin obstáculos.
Reconozco lo complicado de tanto pensar, pero reivindico la utilización de la materia gris.

¿Prohibir?

http://www.ricardoleon.com/Prohibido%20Tocar%20de%20Ricardo%20Leon.jpg
Comparto hoy la letra de Eladia Blázquez "Prohibido prohibir". Si nos ponemos muy meticulosos es capciosa la frase, pues el enunciado inhabilita la prohibición, en nada podría ejercerse la prohibición. Dejo de lado la lógica y me quedo con la poesía.
Hace unos días se comentó en los medios el caso de una chica de diez años que sufrió mucho por un gurpo de fans que se armó en Facebook, algo así como que "Odiamos a tal". Se publicaba con nombre y apellido al sujeto del odio. Todo orquestado por niñas de esa edad y esuché en radio a la madre de la damnificada. Compartió su decisión de darle difusión masiva a un caso particular, poniendo en el tapete el mal uso de una herramienta informática. Surgieron voces a favor y en contra y la posibilidad de "prohibir" cierto uso de la red social.
Parece un juguete nuevo, que todavía no se tiene en claro muy bien su utilidad y alcance. Parece que en Estados Unidos los menores no pueden tener una cuenta en Facebook. ¿Será limitando el uso que se aprende? Sin duda que los límites dan marco a los niños para crecer, ¿pero quién es el responsable de dárselos? No tengo muy claro cómo, pero la propia red recibe denuncias y en varias oportunidades ha clausurado gurpos de fans. Habría que indagar en las condiciones de uso. Pese a mi enorme resistencia (escribí aquí algo de eso, "No sé por qué, pero me resisto"), voy a acceder a Facebook, básicamente para no alejarme tanto de las nuevas generaciones, que lo tienen como un elemento más de la cotidianeidad. Yo tengo tantos, que sinceramente me cuesta sumar uno más, pero adaptación se impone.
Volviendo al caso de una agresión cibernética, parece que perpetrada por pares, ¿no será mejor desarrollar habilidades en los chicos? Han de convivir con esta realidad, más vale se fortalezcan y aprendan no sólo buenos modales, sino una mejor calidad humana. Tanto en la vida diaria como en la red de redes, que forma parte esencial de ella.
Con yapa poética incluida me despido.

 Prohibido prohibir.
No se puede prohibir, ni se puede negar
el derecho a vivir, la razón de soñar...
No se puede prohibir, el creer ni el crear,
ni la tierra excluir, ni la luna ocultar...
No se puede prohibir, ni una pisca de amor,
ni se puede eludir que retoñe la flor...
Ni del alma el vibrar, ni del pulso el latir,
ni la vida en su andar... No se puede prohibir.

No se puede prohibir, la elección de pensar
ni se puede impedir, la tormenta en el mar...
No se puede prohibir, que en un vuelo interior
un gorrión al partir, busque un cielo mejor...
No se puede prohibir, el impulso vital,
ni la gota de miel, ni el granito de sal...
Ni las ganas sin par, ni el deseo sin fin
de reir, de llorar, no se puede prohibir.

No se puede prohibir, el color tornasol
de la tarde al morir, en la puesta de sol.
No se puede prohibir, el afán de cantar,
ni el deber de decir lo que no hay que callar...
Sólo el hombre incapaz de entender, de sentir
ha logrado, al final, su grandeza prohibir,
y se niega el sabor y la simple verdad,
de vivir en amor y en total libertad...
Si tuviese el poder de poder decidir...
Dictaría una ley... ¡Es prohibido prohibir!

martes, 11 de mayo de 2010

Cuenta pendiente

En octubre del 2008 (me resisto a escribir como se supone que "debe ser": de 2008) hice una nota de un Centro de rehabilitación que se inauguraba en Pilar, "Pilares de Esperanza". Supe de él desde mucho antes, cuando era un proyecto, un sueño de la mujer del intendente del distrito. Ella inventó la UMGE (Unidad Municipal de Gestión Educativa), que terminó siendo una Secretaría del Poder Ejecutivo Municipal, de Educación, Cultura e Integración. Admiro mucho el papel de esta mujer que muy cómoda pudo haberse apoltronado al lado de la jerarquía del marido. Sin embargo, aprovechó ese lugar para concretar un viejo anhelo, y qué mejor que sea facilitando las cosas a quienes no tienen acceso al poder.
Un poco de pudor me da, contar que hice la nota en aquella oportunidad sin haber ido a Pilares de Esperanza. En realidad fue una cuestión de tiempos, si asistía a la inauguración, con la presencia de la Presidente de la Nación incluida, la nota no llegaba antes del cierre (el suplemento en el que escribo recibe los artículos hasta cuatro días antes de publicarlos). La hice consultando contactos, la fundadora entre otros, y leyendo las novedades que me llegaban. Salió todo muy bien, haciendo gala de teleperiodismo, como dice alguien que yo sé.
Después de casi dos años, hoy finalmente conoci esos enormes pilares de esperanza. Qué orgullo siento de vivir aquí, un distrito que da un lugar especial a las personas con discapacidad. Al punto que existe una Secretaría Municipal que se dedica a ellos. Fue emocionante asistir, ver gente que no tiene acceso a este tipo de ayuda sino es a través del Estado. Franco, de cuatro años, logró sostener la cabeza en la Sala Sensorial: una maravilla que logra estimular a los pacientes con lesiones cerebrales a través de los cinco sentidos. Apretando un botón aparecen distintos olores, sonidos, colores, texturas, burbujas, luces, sombras, su propia voz en parlantes, entre otras maravillas.
Mi trabajo me regala estos placeres, poder escribir y divulgar cosas buenas que gente silenciosa desarrolla día a día.

sábado, 1 de mayo de 2010

Me fui a trabajar con zapatillas

Los miércoles doy clase en un colegio ubicado en un barrio bastante humilde: calles de tierra, viviendas precarias junto a otras que no tanto, perros hambrientos (algunos raquíticos), sin veredas y canaletas con "líquidos" desconocidos, donde crecen acuáticas con unas flores admirables: belleza en la pobreza. Visión de turista, quien ahi transcurre sus días, difícilmente repare en ellas, quizá sí y sea sabio en ese lugar. Uno se imagina angustia, sufrimiento y dolor por lo descripto. Sin embargo lo que más percibo es paz, tranquilidad, no se ve gente apurada o corriendo.
Para buscar el auto, tengo que hacer una caminata en la intimidad de ese caserío, ni pueblito me animo a decir, son los alrededores del centro de Pilar. Tal cual la expresión, me siento una "de afuera" que ingresa en las entrañas de un sub mundo que convive en la postergación, con los enormes avances del siglo XXI (si bien esta zona es un auténtico signo de retroceso). En una oportunidad fui con unos zapatos elegantes, no muy cómodos y llevé las zapatillas en el bolso, que terminaron manchando de tierra a las hojas y apuntes que tenía. Encima, ni me cambié e hice la caminata con los zapatilios.
Cuando estuve por repetir la operación, el miércoles decidí quedarme con las zapatillas puestas y fui al cole así, preparada para la caminata de vuelta. Confieso que me costó, con mamá siempre nos reímos de cuando "me visto de profesora", más formal que lo habitual. Por aquello que "el hábito hace al monje". Creo que me envalentoné, después de leer una colección de citas maravillosas en "Relatos íntimos", libro de mi queridísima Natacia Giacani. (Editorial San Pablo, 2009, Bs.As). Hasta creo que dicté las clases más cómoda, identificándome más con la realidad que circunda a esos alumnos. Las madres de los chicos que viven por ahí, no pueden ir al cole con zapatos de taco, se les arruinarían en esas callejas olvidadas por el Estado municipal.
Citas que motivaron las zapatillas y este relato:
"Lo más importante es vestir de acuerdo con la manera de ser de uno, rechazar las estridencias, lo vulgar, el disfraz y el sometimiento a los cánones de la moda", Giorgio Armani.
"Dentro de un vestido, hay una mujer", Coco Chanel.
"La elegancia viene de adentro", Manuel Húngaro.
"No hay mujeres feas, sólo mujeres perezosas", Helena Rubistein.
"Una mujer que se conoce, sabe cómo hacerse notar sin mostrar", Valentino.
"Prefiero el pudor oriental en la moda que es inteligencia, gracia espontánea y no la seducción premeditada", Kenzo.
"El estilo tiene mucho que ver con la manera en la que una mujer actúa. Es un medio de expresión. Las personas verdaderamente elegantes hacen que uno se olvide de lo que tienen puesto porque llaman la atención primero por su personalidad". "La elegancia es el dominio del esprítu sobre el cuerpo", Carolina Herrera.
"El vestido es la manera de expresar la propia cosmovisión", Issey Miyake.
"La elegancia no es un camino que hay que buscar afuera: es un camino hacia adentro", Pablo Ramírez.
"¿Quién es la más linda de todas? No vamos a encontrar la respuesta. Hoy los conceptos de moda y belleza son tan amplios, que ya no se impone un tipo de mujer o una manera de vestir. Y no nos olvidemos: la belleza interior es la que más cuenta, aunque no haya fórmula matemática para medirla", Valeria Mazza.